Villa Carlos Paz: se ampliará la superficie de áreas protegidas en el municipio

Noticias 07 de octubre de 2020 Por Miguel Angel Perin
El intendente Daniel Gómez Gesteira girará al Consejo de Planificación Urbano Ambiental un proyecto de ordenanza para ampliar el área protegida, garantizando así la preservación y recuperación del bosque nativo, tras los recientes incendios.
MICRO SITIO MUNICIPIOS NOTA 2137 - VCP 2
La ordenanza pondrá bajo protección una mayor superficie del ejido. Foto: villacarlospaz.gov.ar

La Municipalidad de Villa Carlos Paz sumará nuevos espacios protegidos dentro del ejido de la ciudad, tratando de preservar el patrimonio ambiental luego de la crisis generada por los incendios que se produjeron en las últimas semanas.

Al respecto el intendente Daniel Gómez Gesteira, expresó: “Venimos trabajando hace tiempo en este proyecto. Tenemos un concepto ambiental muy claro que hemos demostrado con acciones concretas y políticas de Estado desde el año 2011, interpretando con mucha responsabilidad el cuidado de nuestro ambiente y por eso hemos creado una Secretaría específica a tal fin”.

De acuerdo al relevamiento de la Dirección de Ambiente, Ejido y Desarrollo Sustentable, en Villa Carlos Paz se quemaron 246 hectáreas, que significan un 3% del ejido municipal. En la zona sur la zona afectada forma parte del Área Protegida Camiare; en tanto que en el Distrito Norte las tierras están comprendidas entre la Bahía Los Mimbres y el límite con Villa Santa Cruz del Lago. Esta porción del territorio municipal pasará a estar protegida según el anuncio formulado por el intendente.

En cuanto al proyecto de ordenanza que será enviado al Consejo de Planificación Urbana Amabiental, el secretario de Desarrollo Urbano Ambiental, Gustavo García Setti, explicó: “Tal como lo estableció el Intendente, en el sector comprendido entre el arroyo Bahía Los Mimbres y el límite norte con Villa Santa Cruz del Lago, iniciaremos la declaración de la Zona Área Protegida Norte, lo cual significa que también será protegida”.

“Esto significará la prohibición de toda modificación topográfica del relieve natural, toda alteración o modificación del ecosistema existente, la subdivisión y fraccionamiento de lotes. En esta zona solo se podrán realizar actividades de remediación, preservación de las condiciones naturales del bosque serrano, actividades científicas en el medio natural como interpretación del ecosistema, conservación de la flora y fauna autóctona y servicios ambientales. Para ello, deberá ser estudiado por el CPUA y aprobado por el Concejo de Representantes”, precisó.

El municipio también acompañará la propuesta del Centro de Profesionales de la Ingeniería y Arquitectura (CEPIA), de la Asociación de Amigos del Río San Antonio (ADARSA) y del Colegio de Ingenieros, para generar una ordenanza de intangibilidad en las zonas rojas de bosques en el sector del nuevo ejido, espacio que comprende 1600 hectáreas.

“Acompañaremos esta decisión, ya que ahí sí esta zona se declarará intangible, en el sector sur oeste de la ciudad. A lo que estas instituciones han solicitado, sumaremos todas las cuencas hídricas y algunos sectores de ladera de montaña que también haya que proteger”, manifestó García Setti.

 

 

Te puede interesar